6 trucos para ahorrar en el aire acondicionado

La discusión de cada verano. Vacaciones en julio, agosto o septiembre. Cada mes tiene sus ventajas y desventajas en función de las preferencias de cada veraneante; aunque no siempre hay elección por la necesidad de coincidir las fechas con familia, pareja o amigos. Pero todos los meses estivales tienen algo en común: el calor. La semana pasada entramos en la canícula, el período más caluroso del año en España. Somos muchos los que, huyendo del intenso calor, buscamos una forma de refrescarnos: al fresquito de una sombrilla en la playa, con un buen baño en una piscina tradicional o en una piscina de madera, una buena sombra cerca de un riachuelo, un rico helado… cualquier cosa nos sirve. Y como no, el aire acondicionado.

Los aparatos de aire acondicionado se han vuelto algo habitual en nuestros hogares y lugares de trabajo. Por ello es necesario aprender una serie de medidas que nos permitan usarlos de forma sostenible y no perder de vista la eficiencia energética. ¿Quieres aprender unos truquillos para ahorrar en el consumo de aire acondicionado? Aquí van una serie de truquillos que te pueden ayudar, no sólo a reducir tus facturas, si no también a ahorrar emisiones de CO2 a la atmósfera. Genial, ¿verdad?

  • Truco nº 1. Fíjate en el etiquetado al comprar tu aparato de aire acondicionado. Existen los conocidos como ‘electrodomésticos vampiro’, que aunque en inicio salgan más baratos, a largo plazo son muchísimo más caros. Un aparato de aire acondicionado eficiente puede llegar a ahorrar hasta un 60% más que uno convencional, así que no te olvides de mirar la clasificación energética del aparato.
  • Truco nº 2. Vigila y regula la temperatura. Debemos estar cómodos en nuestro hogar, pero es importante saber que la temperatura más adecuada es de 22ºC. Hay que considerar que cada grado que bajemos (por ejemplo, a 21º) puede llegar a aumentar el gasto en la factura hasta un 8%.
  • Truco nº3. Mantén siempre tu aparato de aire acondicionado en buenas condiciones. Mantener los filtros de aire limpios y despejados es fundamental para un correcto funcionamiento de nuestro aparato de aire.
  • Truco nº4.  Ayúdate de otros elementos: cuando el calor no sea tan sofocante, aprovecha las ventajas de los ventiladores de techo o portátiles nos puede ayudar a ahorrar energía y dinero.
  • Truco nº5. Coge hábitos para minimizar el calor en tu hogar: ventilar por la noche o por la mañana a primera hora refrescará el ambiente (es suficiente con 10 minutos). El resto del día, mejor mantener la casa en penumbra, evitando así aumentar la temperatura de tu hogar. Cuando vayas a salir de casa, apaga el aire un poco antes, ya que el frío permanecerá en el ambiente.
  • Truco nº6.    Déjate siempre aconsejar por especialistas: no es lo mismo refrigerar un espacio pequeño que una habitación donde da el sol durante más tiempo… Para cada caso podrás elegir un aparato u otro, y así conseguir mayor eficiencia energética.
Sabías que…

En la costa el mes más caluroso es agosto porque las corrientes marinas hacen que el sol no sea tan determinante. En el interior, sin el influjo marino, el mes más caluroso es julio. Aunque septiembre es más frío que estos dos meses, es, a su vez, más caluroso que junio, ya que tarda en perderse el calor de los meses de verano.